Mas clases del libro de Génesis
La prioridad de Dios en la creación
El origen del pecado
El plan de la salvación de Dios
Las consecuencias del pecado

LA PRIORIDAD DE DIOS EN LA CREACION
Génesis 1:1-4

 

Introducción:
   Dios nunca ha pretendido explicar su existencia en el universo. El hombre debe aceptarlo por fe, sin embargo; uno de los mayores testigos de la existencia de Dios es la conciencia misma del hombre en la cual en el momento de su creación fue empañada con el conocimiento de su Creador. . Es maravilloso ver la obra de Dios reflejada en la naturaleza a nuestro alrededor, pero nunca podremos comprenderla de la misma manera que no podremos comprender por qué Dios nos escogió a usted y a mi para ser sus hijos sabiendo que somos pecadores. La existencia del hombre en esta tierra tiene un propósito y no una casualidad.  Ahora bien, queda en nosotros cumplir ese propósito o desperdiciar nuestra vida como si no existiera Dios.
En los primeros versículos de Génesis podemos ver el principio del amor y propósito para el hombre.

1. El propósito del orden
   Una pareja recién casada esperan el primer bebé en la familia. Preparan las cosas necesarias para recibirlo adecuadamente; compran una cuna, le compran su jaboncito y le buscan un nombre. Ahora, ¿qué pasaría si no hicieran nada de esto? Rápidamente contestaríamos que son unos padres negligentes y desinteresados en el bienestar de su hijo.
En los primeros versículos de la Biblia lo primero que vemos es Dios poniendo orden a una  tierra que estaba en caos y en tinieblas. Muchos dicen que la causa del desorden fue Satanás al haber sido arrojado por Dios a la tierra. No podemos negarlo puesto que dondequiera que el diablo vaya siempre habrá caos. Sin embargo; lo más importante es reconocer que Dios siempre tuvo al hombre en mente desde antes de la creación del mundo y al ordenar un lugar que antes estaba en tinieblas era parte de su plan para darle a la humanidad un lugar especial  para vivir.
Mi amado amigo; Dios tiene un plan para cada uno de nosotros [Jer.1:5] y cuando él  ordenó la tierra estaba pensando en usted y en mí.  ¡Qué maravilloso Dios tenemos porque sabemos que mientras estamos en él hay seguridad de vida! [Jn. 15:7]
¿Cómo trajo Dios orden a una tierra cubierta en tinieblas? Trayendo luz. La Palabra de Dios dice que las tinieblas no pueden prevalecer contra la luz. Entonces la prioridad de Dios fue traer la luz a la tierra para echar fuera las tinieblas que producían el desorden y el caos.

2. El desorden en la vida del hombre.
   La Biblia dice que en donde Dios no está gobiernan las tinieblas y en donde gobiernan las tinieblas hay un desorden en el corazón del ser humano.  No hay nada que el hombre pueda hacer para tener luz en su vida por sí mismo, por más que luche siempre estará pisando la misma tierra como los israelitas en el desierto de Sinaí. La desobediencia los mantuvo fuera de Canaán por más de cuarenta años y solo a través de Josué que tipifica a Cristo pudieron al fin gozar de las bendiciones que Dios les había prometido.
El desorden que el pecado ha producido en la humanidad es inmenso. Una persona que esté en tinieblas nunca podrá ver su necesidad de Dios al menos que la luz le alumbre [Is.50:10]. Jesucristo dijo: Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida [Jn.8:12]   Así como Dios ordenó la existencia de la luz en medio de un mundo cubierto en tinieblas; así también puede alumbrar la vida del hombre perdido. Hoy en día hombres y mujeres mueren estando en tinieblas porque han rechazado la luz de Cristo y queda en nosotros como creyentes de la verdad alumbrarles con la luz que Cristo ha puesto en nosotros.

Conclusión:
   Cuando era niño experimenté  muchas tormentas en plena oscuridad de la noche. Yo sentía que la muerte estaba cerca de mí mientras escuchaba el techo de la casa sacudirse. Mi único deseo era que amaneciera porque sabía que en la luz del día todo iba a ser mejor. Quizás usted siente que ya no puede vivir más en la presente condición, venga a Cristo y  él ordenará su vida. La prioridad de Dios es traer paz y luz en un mundo en tinieblas.

 

 

 

Copyright © Salvados para Servir, Neftalí F